CJNG toma fuerza y deja al "Chapo Guzmán", lo retan ~ Narcoviolencia-Notinfomex.INFO

¡IMPORTANTE!

NOS MUDAMOS PARA WWW.NOTINFOMEX.COM.MX DA CLICK E INFORMATE DE LAS NOTICIAS MÁS RELEVANTES. ESTE PORTAL SERÁ REDIRIGIDO A LA NUEVA DIRECCIÓN.

¡IMPORTANTE!

NOS MUDAMOS PARA WWW.NOTINFOMEX.COM.MX DA CLICK E INFORMATE DE LAS NOTICIAS MÁS RELEVANTES. ESTE PORTAL SERÁ REDIRIGIDO A LA NUEVA DIRECCIÓN.

¡Narco etiquetas!


¡IMPORTANTE!

NOS MUDAMOS PARA WWW.NOTINFOMEX.COM.MX DA CLICK E INFORMATE DE LAS NOTICIAS MÁS RELEVANTES. ESTE PORTAL SERÁ REDIRIGIDO A LA NUEVA DIRECCIÓN.

¡IMPORTANTE!

NOS MUDAMOS PARA WWW.NOTINFOMEX.COM.MX DA CLICK E INFORMATE DE LAS NOTICIAS MÁS RELEVANTES. ESTE PORTAL SERÁ REDIRIGIDO A LA NUEVA DIRECCIÓN.

miércoles, 13 de febrero de 2013

CJNG toma fuerza y deja al "Chapo Guzmán", lo retan

click here


Tras la detención de José Ángel Carrasco Coronel, ocurrida en enero a las afueras de Culiacán, se prevé que las disputas sangrientas entre el Cártel de Jalisco Nueva Generación y sus antiguos socios de la Federación de Sinaloa, se incrementen, con lo que la zona metropolitana de Guadalajara y la entidad en general, tendrían un repunte en la violencia provocada por el choque entre estas organizaciones y sus aliados.

Un nuevo capítulo en la disputa por Jalisco ha comenzado. El Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG), y el grupo de operadores de Joaquín “El Chapo” Guzmán e Ismael “El Mayo” Zambada, conocidos como “Los Coroneles”, encabezados hasta hace unos días por su socio José Ángel Carrasco Coronel, detenido el pasado 23 de enero, se han enfrascado en una sangrienta disputa que se prevé aumente la violencia en las próximas semanas en aquella entidad y en la zona metropolitana de Guadalajara.
 
“Los Coroneles”, bajo nuevo liderazgo y apoyados por la Federación de Sinaloa, estarían aliados con los Caballeros Templarios y el Cártel del Golfo para disputar las principales rutas de Colima y Jalisco -en su zona limítrofe con Michoacán, Zacatecas y Nayarit- al Cártel de Jalisco Nueva Generación, quienes en los últimos dos años han extendido sus conexiones a otras entidades del país como antiguos aliados del “Chapo” Guzmán y “El Mayo” Zambada.
 
Tras la detención de Carrasco Coronel, la ruptura entre el CJNG y la Federación se habría materializado de forma significativa en una serie de asesinatos que habrían eliminado de la zona occidental del país a varios operadores de “Los Coroneles”, de acuerdo a un análisis de la consultoría estadounidense Stratfor.





Al igual que “Los Coroneles”, el CJNG emergió como una facción del grupo de sinaloenses encabezados por Ignacio “Nacho” Coronel Villarreal, quien fue abatido por el ejército en julio del 2010 en Guadalajara. Tras su muerte, el CJNG tomó el control territorial, apoyado por la Federación de Sinaloa, ante el embate de la organización de los Zetas, quienes buscan –aliados con una facción de la Familia Michoacana y la organización autodenominada La Resistencia– hacerse cargo de las rutas que vienen de la costa de Colima hacia Jalisco.
 
La nueva disputa entre el CJNG y “Los Coroneles”, socios del Cártel del Golfo y Los Templarios, ambos aliados en otras partes del país con la Federación de Sinaloa, ha afectado diversas regiones del estado de Jalisco como las comunidades de la rivera este del Lago de Chapala, varios municipios de la zona occidental que colindan con Michoacán y el área metropolitana de Guadalajara, señala la consultoría en un análisis dado a conocer a sus suscriptores en los primeros días de febrero.
 
Los analistas refieren que entre el CJNG y los Caballeros Templarios existe una sangrienta disputa desde febrero del 2012 en varias comunidades de Michoacán y Jalisco, donde las corporaciones policiales se han visto rebasadas.
 
La disputa por la Perla Tapatía
 
El área metropolitana de Guadalajara ha sido desde hace tres décadas el centro neurálgico para las operaciones de las diversas organizaciones de tráfico de drogas. Desde los años 80 se considera que es una zona donde tienen su asiento varios de los principales operadores del llamado Cártel de Sinaloa, hoy Federación de Sinaloa. Por su ubicación geográfica, rodeada de una zona montañosa y vastas áreas rurales, Guadalajara está catalogada como estratégica para el trasiego de drogas que entran vía marítima por Colima. También como cruce de rutas hacia el centro, occidente, norte y sur del país.
 
La pregunta que se hacen los analistas de inteligencia es, con el conflicto entre el CJNG y la Federación de Sinaloa, qué rol tendrá el enemigo común de ambos: el grupo paramilitar de los Zetas, que buscan desde hace varios años ingresar a Jalisco. Sin duda, señala la consultoría, se verán obligados a intervenir.

El estado de Jalisco ya vivió una escalada de violencia pocas veces vista en su historia, cuando a principio del 2011 una serie de asesinatos múltiples y enfrentamientos mostró el intento de los Zetas por ingresar a Guadalajara. Hubo varios episodios donde se enfrascaron en una disputa sangrienta contra el CJNG, entonces apoyados por la Federación de Sinaloa. En el inicio de este 2013, la actividad de los Zetas ha disminuido y han mantenido un bajo perfil ante el naciente conflicto entre el CJNG y “Los Coroneles”.
 
Los escenarios que se vislumbran son complicados, señalan los analistas de Stratfor. Se ve difícil que los Zetas formen una alianza con “Los Coroneles”, los Caballeros Templarios y el Cártel del Golfo, contra quienes mantiene una sangrienta disputa en diversas partes del país como Nuevo León, Tamaulipas, Coahuila y Durango. Sus únicos aliados en la región occidente del país han sido desde hace varios años el grupo autodenominado La Resistencia, que sería un remanente del antiguo Cártel del Milenio, así como una facción de la Familia Michoacana.
 
Una eventual alianza con sus acérrimos rivales del CJNG, sería “más benéfico” para éstos, añade la consultoría, porque reforzarían su intento por mantener fuera a las otras organizaciones de sus áreas de influencia en la zona metropolitana de Guadalajara y en diversas rutas que atraviesan la entidad. No se vislumbra una alianza “inminente” entre ambos, señalan, aunque en el escenario actual aparece como una posibilidad.
 
De cualquier manera los Zetas continúan con una sangrienta disputa contra la Federación de Sinaloa en la zona limítrofe de Coahuila y Durango, en los municipios de Lerdo, Gómez Palacio y Torreón, lo que vuelve muy remoto que formen una alianza a través de sus socios “Los Coroneles”, el Cártel del Golfo y Los Templarios en Jalisco. Cualquier alianza, si se unieran los Zetas con el CJNG, no reduciría la violencia en el occidente del país, por el contrario, en cualquier escenario se prevé la escalada aumente a lo largo de este 2013.
 
Si los Zetas se mantienen al margen de la disputa que ya comenzó entre la Federación contra sus antiguos socios del Cártel de Jalisco Nueva Generación, esto no disminuirá la posibilidad de que la violencia crezca a otro nivel en esta región del país.